Propuesta para julio: De ruta templaria por Jerez de los Caballeros (Badajoz).

jul 8th, 2016 | By | Category: Noticias Templarias, Portada

Estamos en julio, mes vacacional por excelencia, y que para los amantes del Temple nos permite profundizar en su historia por tierras de España. Porque España rezuma a Orden del Temple en cada rincón de su geografía y para este mes de julio proponemos la visita a Jerez de los Caballeros, ciudad de la provincia de Badajoz, donde podremos pasear y sentir la presencia del Temple en cada uno de sus rincones.

En Jerez de los Caballeros cada rincón rezuma a Orden del Temple.

En Jerez de los Caballeros cada rincón rezuma a Orden del Temple.

VoxTempli – 080716.- Hoy proponemos una visita a Jerez de los Caballeros (Badajoz), porque el viajero que quiera acercarse a esta localidad profundamente templaria tendrá la oportunidad de conocer una magnífica ciudad salpicada de historia y edificios monumentales, declarada Conjunto Artístico Monumental, donde pasaron fenicios, romanos, árabes y cristianos; pero fueron los Caballeros Templarios los que dejaron una profunda huella en Jerez y en todo el suroeste Extremeño.

Durante la dominación romana, “Jerez” o “Ceariana” debió ser un pueblo importante, según se desprende de los hallazgos arqueológicos encontrados en la que fuera la villa doméstica de “El Pomar”. “Ceariana” estaba situada entre dos capitales de la mayor importancia, como eran Itálica y Mérida, muy próximas a la Vía de la Plata.

Predicado el cristianismo en España, Jerez debió por fortuna abrazar la nueva religión, y levantó para el culto sus primeros templos.

En el año 711, vencidas las huestes cristianas en la batalla de Guadalete, una nueva invasión entra en España. Jerez de los Caballeros, bajo el poder musulmán, es conocida por el nombre de “Xerixa” o “Xeris”.

Fue Alfonso IX de León, en sus incursiones por la baja Extremadura, quien en 1230 reconquistó definitivamente la entonces “Villa de Seres”, cediéndola para su custodia a la Orden del Temple, a la que debe su fisonomía, su espíritu señorial y su nombre. A partir de este momento, la localidad experimenta un rápido crecimiento, convirtiéndose en capital del bayliato.

Con la suspensión papal de la Orden del Temple, Jerez pasó a ser dominio de la corona. Enrique II hizo la donación de la entonces “Villa de Xerez cerca de Badajoz” a los Caballeros de la Orden de Santiago.

De aquí arranca el apelativo de su denominación, y es en esta época cuando adquiere su mayor grandeza y esplendor. En 1525 el emperador Carlos V, le concede el titulo y dignidad de “Muy Noble y Muy Leal Ciudad” y otos muchos privilegios.

Festival templario

Corrían los años 1230/1240, Alfonso IX de León ordena a la Orden de los Caballeros del Temple, orden clerical y guerrera, la toma a los musulmanes la plaza de Jerez y su custodia posterior. Comenzaba así un siglo de esplendor templario en la ciudad.

El Concilio de Viennes, convocado por el Papa Clemente V bajo la presión del rey francés Felipe El Hermoso, suspende la Orden, mientras que en la península Ibérica la fidelidad de los Caballeros hacia la Corona, que había reclamado su apoyo en las tareas de la Reconquista, provocó que las resoluciones del Concilio fueran desoídas, tal vez intencionadamente. Más los mismos celos nobiliarios y clericales que habían surgido en Europa no tardaron en llegar a nuestro país y fueron cayendo, una tras otra, todas sus posesiones. Alfonso XI de León, en torno  a 1.137, acaba con el último dominio templario. Caía un Jerez próspero y fértil, la Capital del Bayliato de Temple, el bastión postrero de la Orden en nuestro país.

Un siglo templario en Jerez de los Caballeros, de esplendor de esta ciudad, que ha arraigado profundamente entre sus vecinos y que con orgullo muestran a propios y extraños celebrando cada año el Festival Templario, esos días Jerez de los Caballeros se convierte en la ciudad medieval que tanto esplendor alcanzo bajo el mandato de la Orden del Temple, transportándose a otra época; época de mendigos, soldados, clérigos, mercaderes, Caballeros Templarios, pícaros, titiriteros y saltimbanquis, cetreros, músicos callejeros y un sinfín de personajes que recrean el pasado medieval de nuestra Ciudad, creando un ambiente único que conjuga riqueza histórica, fiesta, animación y gastronomía.

Durante esos días, en el entorno de lo que fue la Fortaleza  Templaría, se celebran conferencias, pasacalles, comidas medievales, el mercado de las tres culturas. Podremos andar entre haimas, teterías, danzarinas, artesanos y disfrutar de las noches templarías, de espectáculos teatrales, conciertos medievales, todo ello disfrutando además de unos escenarios naturales que ofrece la propia Ciudad y que conforman el entorno en el que se desarrolla este evento cultural y festivo cada segundo fin de semana de Julio.

Que visitar

La Torre Sangriente, o Torre del Homenaje, en la Fostaleza templaria de Jerez de los Caballeros.

La Torre Sangriente, o Torre del Homenaje, en la Fostaleza templaria de Jerez de los Caballeros.

Muchos son los rincones a ver en Jerez de los caballeros, pero podemos destacar Las Murallas, que son de origen templario, del siglo XIII, aunque parte de ese trazado está construido sobre el anterior recinto árabe, quedando actualmente 18 de sus 26 torreones originales.

Consta de un perímetro aproximado de 1.700 m. y una superficie de unas 15 Has., en donde podemos encontrar torres semicirculares, muchas de las cuales se encuentran integradas en la actual disposición urbanística de la ciudad.

La muralla contaba con seis puertas (la de Burgos, Alconchel, Sevilla, Nueva, Santiago y la de la Villa), de las que en la actualidad se conservan dos, la Puerta de la Villa y la Puerta de Burgos.

La Fortaleza, que fue construida por los templarios, en el lado sur del recinto amurallado, sobre la primitiva alcazaba musulmana. Es una construcción realizada alrededor de un gran patio central.

En su devenir histórico, se han desarrollado en su seno acontecimientos bien notables, tales como la heroica resistencia de los últimos caballeros del Temple, inmolados en una de sus torres, que desde entonces lleva el remoquete de “Torre Sangrienta”.

En este recinto se encuentra el Ayuntamiento de Jerez de los Caballeros y el Parque de la Morería.

Ruta Templaria

Para los amantes del ejercicio en la naturaleza existe la posibilidad de hacer una Ruta Templaria que comienza en el parque de Sª Lucía. Tras atravesar la ciudad hacia el norte se toma el antiguo camino de Salvatierra, pasando por el “Alto del Empedrado”, que recibe este nombre por la aparición de piedras como firme del camino.

Cruzamos los “Cotos”, campos de olivares, para dirigirnos hacia “Chirrao” donde empieza a predominar, el alcornoque y la encina. Estamos en tierra de dehesas generosas de bellotas, materia prima para el engorde de nuestro cerdo ibérico.

Cruzamos por antiguas sendas, “Malos Grillos” y ” La Osenda, para llegar a la “Chota” donde cambiamos de rumbo dirección Oeste. Poco más adelante encontraremos el cruce del “Camino del Castaño”; en esta intersección se podrá optar por seguir la ruta completa o tomar dirección a Valle de Santa Ana, con lo que reduciremos la distancia pasando ésta a ser de unos 19 km. Buena alternativa para los que no estén suficientemente preparados para afrontar la subida al Valle de Matamoros.

Siguiendo la ruta completa, hacia el Valle de Matamoros, comenzaremos a subir un tramo bastante empinado, quizás la parte más difícil de la ruta. Dejamos los parajes de dehesa, para encontrarnos con una vegetación donde predomina el castaño, más típico de clima de montaña.

El Valle de Matamoros, está situado sobre una orografía accidentada y ocupa un asentamiento de gran belleza natural, cubierto de abundante vegetación donde predomina el castaño, el madroño, la zarza y en ciertos tramos, el helecho arbóreo.

Por el llamado camino de “San Gregorio” llegaremos al “Valle de Santa Ana”.

Cruzaremos esta población de Norte a Sur por su calle principal, pasando junto a su iglesia de origen mudéjar. En está población también destaca el pulpito de mármol empotrado en el muro de una casa frente a la iglesia.

Con otro cambio de dirección, ponemos rumbo Oeste y salimos de Valle de Santa Ana pasando por los “Clementes” y los “Salgueros”, barrios de esta localidad que tienen la peculiaridad de tener varios núcleos de casas separadas unas de otras ; de ahí el dicho popular que dice : ” Santana no es ciudad ni villa, pero es mas grande que Sevilla”. Seguiremos camino pasando junto al convento en ruinas de “La Margarita”.

A nuestra derecha podremos observar la sierra de San José, de 785 metros de altitud.

Nuevamente giraremos, en esta ocasión para tomar rumbo Este, a través de “Los Chaparrales”, “La Vaquilla” y “El Pasil”.

Llegaremos a Jerez, pasando junto a otro convento el de “Aguasantas”, convertido hoy día en centro de educación especial. Seguiremos caminando hasta llegar a la “Plaza de la Alcazaba” final de la ruta. Aquí se encuentra la famosa “Torre Sangrienta” donde dice la leyenda murieron decapitados los últimos Caballeros Templarios que habitaron Xerez.

De una u otra forma, visitar estos días Jerez de los Caballeros es respirar a Orden del Temple por los cuatro costados y una experiencia inolvidable.

Comparte este artículo:

Los comentarios están cerrados.